La diplopía es la percepción simultánea de dos imágenes de un solo objeto que puede moverse horizontal, vertical o diagonalmente.

Puede ser monocular, es decir, observarse cuando el ojo enfermo está abierto; luego desaparece cuando el ojo enfermo se ocluye. También puede ser binocular (llegar a ambos ojos). La diplopía puede influir mucho en el equilibrio, el movimiento y la capacidad de lectura de una persona.